Información sobre el Gato siamés

En esta ocasión hablaremos sobre una de las razas más antiguas y conocida por todos. A continuación toda la información sobre el gato siamés, poseedor de unos ojos azules almendrados y un pelaje que le da un aspecto misterioso e intrigante.

El gato siamés es una raza nativa de Tailandia.

Información sobre el gato siames 1

La historia del gato siamés comienza hace varios siglos en Tailandia, su papel era muy importante en los funerales de los reyes. Colocaban al fallecido rey con su gato siamés en la tumba, esta contaba con un orificio para que el gato luego saliera; se creía que este al salir tenía el alma del rey dentro de su cuerpo. Luego el gato era llevado a la ceremonia de coronación del nuevo rey, de esta manera el fallecido rey dentro del cuerpo del siamés podía presenciar la coronación de su sucesor.

El tamaño del siamés es mediano. Presenta un cuerpo esbelto y largo. En relación a sus patas también esbeltas, aunque las traseras se encuentran más elevadas que las delanteras. Su cola es larga y hacia la punta va estrechándose.

Información sobre el gato siamés 3

La cabeza del siamés es larga y se encuentra bien proporcionada. Las orejas están erguidas, anchas en la base y grandes. Los ojos en forma de almendra y rasgos se presenten distanciados en entre sí, siempre son de color azul intenso. Muestra un pelaje corto y de textura muy suave.

En cuanto al carácter del gato siamés es muy sensible, de gran personalidad y bastante nervioso. Es un gato celoso y demasiado exigente. El maullido es característico de esta raza, ya que este es ronco.

Información sobre el gato siamés 4

El siamés es un gato propenso a sufrir trastornos psíquicos si no se lo trata como es debido.

En cuanto al cepillado de su pelaje varía de acuerdo a las características del siamés: El ejemplar de manto corto no exige excesivos cuidados, con un cepillado a la semana será suficiente; Si el gato es de pelaje largo necesita ser cepillado de 2 a 3 veces por semana.

Información sobre el gato siamés 2

La alimentación del gato siamés es carnívora y debe componerse de un porcentaje alto de proteínas.

Enviar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *